14 de septiembre de 2016

EL CUENTO DE MI VIDA.

La editorial Kalandraka acaba de estrenar una nueva colección  de libros llamada "Puntos cardinales", con la intención de recuperar y dar a conocer el trabajo de grandes escritores, ilustradores y otros protagonistas de la Literatura Infantil y Juvenil contemporánea, donde ellos mismos nos contarán cómo fueron sus inicios y posterior desarrollo en el mundo de la LIJ.

Y no podían haberlo hecho con mejor estreno: "El cuento de mi vida", un libro de 126 páginas donde el magnífico ilustrador italiano Roberto Innocenti, a través de la entrevista que le realiza la profesora e investigadora Rosanna Dedola, hace un repaso por sus recuerdos de una infancia marcada por la guerra, cómo descubrió sus fascinación por el arte y la pintura y, sobre todo, nos habla de su obra y cómo ve el panorama de la producción artística en la actualidad.

Un repaso por su vida, en la que el propio autor reconoce como en sus inicios sus trabajos no fueron lo suficientemente valorados en su país natal y como le llegó el reconocimiento mundial tras recibir el Premio Hans Christian Andersen.

En el libro, Roberto Innocenti se sincera enormemente y no tiene problema alguno en hablar de temas como la falta de interés de las instituciones hacia el trabajo de los ilustradores. Por supuesto, también nos hablará de sus múltiples trabajos como autor y/o ilustrador, haciendo un repaso por algunos de los mayores éxitos de su carrera profesional, como "La Cenicienta", "Rosa Blanca" o "La niña de Rojo".

La traducción de la entrevista corre a cargo de Carlos Acevedo.


«Doy las gracias a todos aquellos que, al leerme,

identifican esa parte de sí mismos, esa parte formada
por los sueños, que ha quedado guardada en un cajón, 

encerrada, de modo que no se puede valorar, ni bien ni mal. 
Las ideas son flores silvestres que nacen en el baldío, 
enriquecen la vida desde la indiferencia de las cajas fuertes».

Roberto Innocenti 


12 de septiembre de 2016

TITO, MI GRAN AMIGO.


Hoy sin duda habrá sido un día muy especial para miles de niños y niñas que han asistido por primera vez la escuela y también para sus familiares, que también habrán vivido con intensa emoción la nueva entrada de los más perqueños de la casa en el colegio.

Muchas risas, y seguro que también muchos llantos, habrán inundado la entrada de todas las escuelas de Educación Infantil y Primaria, donde niños y niñas arremolinados esperarían espectantes el momento en que se abrieran sus puertas para entrar con ilusión, o al contrario, aferrarse a los adultos que los acompañaban por el temor a entrar en un sitio tan desconocido para ellos.

Ante la nueva incorporación de los niños y niñas, los maestros y maestras de Infantil solemos dar recomendaciones a las familias para que durante el verano los pequeños vayan adquiriendo una serie de hábitos indispensables para comenzar la escolarización, como por ejemplo el control de esfínteres y ciertos hábitos de autonomía, como comer solos, lavarse las manos, vestirse, etc... Entre estos consejos también está el de conseguir que el niño vaya dejando un objeto al que muchos se aferran fuertemente: el chupete.


Hablando el otro día justo de este tema con la cuentera y escritora Pilar Redondo Benítez  llegábamos a la conclusión de que el apego a este objeto, el chupete, se trataba de algo más que un capricho infantil; es algo con un gran componente emocional y puede ser un error tratar de separar de forma radical a los niños de este objeto, sino que maś bien ha de ser un proceso gradual y tratado con cierto tacto. Tenemos que ponernos en la mente de los pequeños e imaginar lo que supone para ellos dejar de poder disfrutar de un objeto al que le tienen gran cariño, que les proporciona tranquilidad y estabilidad en algunos casos. Pero claro, luego surgen las dudas al escuchar a ciertos profesionales sobre la idoneidad de retirarlo pronto por su bien, el tema de los dientes, etc.

Sea cual fuere la forma de hacerlo, creemos que lo importante es que la retirada sea progresiva y basada en un acuerdo con el niño o niña, que es el que voluntariamente debe dejarlo. Así, puede ser conveniente el uso de recursos que nos ayuden en este proceso, como se le ocurrió a la propia Pilar Redondo, que escribió un cuento que ayudara a su hija Emma. Nació así el álbum "Tito, mi gran amigo", que se convirtió en el cuento ganador del "I concurso de cuentos del árbol de los chupetes de Badajoz", una iniciativa que ya se ha repetido en varias ciudades españolas.


Hablemos ahora del libro: Se trata de un álbum ilustrado de auto-edición donde sus autoras, Pilar Redondo (texto) y Marián Bombarelli (ilustraciones), han sido las diseñadoras, editoras, maquetadoras y distribuidoras del mismo. Entre sus páginas podemos encontrar la historia de Emma y su fiel e inseparable amigo de la infancia: su chupete, al que llama Tito. Emma siente un enorme cariño por este objeto de caucho, grande, feo y orondo y con un color entre un marrón anaranjado y un amarillo viejo, viejo, viejo. Pero aunque Tito no es el más bonito de los objetos que posee, Emma le tiene un gran cariño porque este chupete siempre está allí para aliviarla, protegerla y consolarla.

El problema surge el día que Emma descubre que ha perdido a su amigo en el parque. Ella y su madre lo buscan por todas partes pero no lo encuentran, preguntan a todo el mundo, pero nadie tiene noticias suyas. Regresa a su casa muy apenada por la pérdida, su madre intenta consolarla, sin conseguirlo.  Su padre  cree que sustituyendo a su chupete por otro logrará olvidarlo, pero eso tampoco sirve.
Lo que no sabe Emma es que su chupete se va a convertir en algo que va a ayuadar a muchos niños y niñas: un gran árbol donde los pequeños podrán colgar sus propios chupetes cuando ya les han salido todos los dientes. Allí podrán dejar su bien más preciado, a buen recaudo...


"Tito, mi mejor amigo" es una tierna historia sobre la amistad, el apego y la maduración que conlleva ser capaz de romper un vínculo, aunque sea con un objeto tan pequeño, pero que puede suponer un verdadero problema en algunos casos si se hace de forma forzosa y sin tener en cuenta los deseos y pensamientos del niño.

JOSÉ CARLOS.

4 de septiembre de 2016

¿DÓNDE ESTÁ EL POLLITO DE ROSALÍA?


Ha llegado a nuestras manos una delicia de álbum que supone la continuación de otra exitosa historia de la misma autora, Pat Hutchins, "El paseo de Rosalía", un clásico de 1968 con el que la autora se dio a conocer como autora e ilustradora y con el que destacó por las ilustraciones, muy coloristas y vanguardistas para su época. 

En este segunda parte, titulada "¿Dónde está el pollito de Rosalía?", ha sido editada de nuevo por Kalandraka. La propia autora ha explicado que su motivación para escribir este libro fue preguntarse que pasaría si la famosa gallina Rosalía tuviese un pollito. Pues bien... ¡por fin ese ha revelado el misterio!


Con un texto breve, con frases cortas que se van encadenando y con unas coloristas imágenes, a base de pluma y tinta, se va contando la historia de la gallina Rosalía y su pollito, con la peculiaridad de que podemos encontrar dos historias dentro del álbum: la que leemos a través de las palabras del texto y la escondida en las imágenes. De nuevo, el texto nos cuenta la historia de la gallina Rosalía, que esta vez en lugar de salir a dar un paseo, saldrá en busca de su pollito, al que ha perdido. En esta búsqueda, la gallina no se da cuenta de que siempre lo tiene detrás suya y que, además, hay algunos intrusos en la granja deseando hincarle el diente al polluelo.


Esta doble historia escondida en la imagen, mostrando una información esencial que el texto no nombra en ningún momento, es una característica de algunos álbumes ilustrados denominada "contrapunteo": la imagen enriquece al texto y obliga al lector a participar en la historia y descubrir la realidad de lo que está ocurriendo.


Sin duda, nos gustan mucho este tipo de álbumes en los que el texto por si solo no tendría mucha gracia y cobra todo su sentido al unirse con la imagen que lo acompaña. Y, especialmente, también nos ha gustado que la autora no haya olvidado a uno de los grandes protagonistas del primer libro, el zorro que la perseguía, que en esta continuación de la historia, al igual que la gallina, también aparece acompañado por su cría, un pequeño zorrillo que parece haber aplacado en su padre en sus ansias por cazar a la gallina... ¿o no?

Algo interesante que ocurre en este álbum (como ya pasaba en el anterior) es el hecho de que los personajes vayan caminando hacia la derecha de la página, en el mismo sentido que la lectura. Esto hace sin duda que nos metamos más en la historia y que estemos deseosos de pasar la página para ver que les ocurrirá a los dos personajes protagonistas en la siguiente página.

"¿Dónde está el pollito de Rosalía?", una historia cargada de humor e ironía que os recomendamos desde Soñando Cuentos.

JOSÉ CARLOS.

21 de agosto de 2016

LA HUELGA DE LAS GALLINAS.


Si tuvieras una granja y sufrieras una auténtica rebelión, ¿qué harías? ¿Cómo solucionarías el problema que les surgió a Baldomero y Baltasara cuando sus gallinas decidieron ponerse en huelga?...

Empecemos por el principio de esta alocada historia... Una mañana, cuando el desayuno estaba listo en la mesa, Baldomero y Baltasara se quedaron sorprendidos de que los huevos no supieran a nada. Bueno, peor que nada... ¡sabían a gusano muerto! Ante las represalias de los granjeros, las gallinas ofendidas decidieron ponerse en huelga para poner solución a una situación insoportable: desde hace tiempo vivían hacinadas en un habitación demasiada pequeña para todas.



Las gallinas sabían que si querían mejorar esta situación tendrían que actuar rápido, así que decidieron ponerse en huelga y no poner ni un huevo más. "¡Esto va a ser la ruina!" gritaron los granjeros a la mañana siguiente al ver que no había ni un solo huevo en el corral. Ante este problema, Baldomero mandó llamar a la gallina más vieja del corral para que le explicara qué estaba pasando y la respuesta  de ella fue contundente: ¡no iban a poner un huevo más hasta que no las trataran como se merecían!


Los granjeros estaban desesperados porque, para colmo, se acercaba el concurso  provincial de tortillas que ganaban cada año y, por tanto, iban a perder el título. Y fue así como se pusieron en marcha y decidieron buscar una solución a su problema para conseguir que las gallinas volvieran a poner los huevos frescos como cada día hacían, así que durante varias noches se pusieron a trabajar muy duro para hacer algo que haría a las gallinas felices de nuevo...


¿Qué es eso que harán Baldomero y Baltasara para que las gallinas estén de nuevo contentas? ¿Qué es lo que hacen los granjeros noche tras noche en el corral? ¿Conseguirán ganar este año de nuevo el concurso de tortillas? Todas las respuestas a estas preguntas las encontraréis al final de esta divertidísima historia escrita por Pilar Serrano e ilustrada por Mar Ferrero, que demuestra que con cariño y buenas condiciones se trabaja muchísimo mejor.

"La huelga de las gallinas", editado por La Fragatina, nos ha recordado inevitablemente a la novela satírica del británico George Orwell, Rebelión en la granja, publicada en 1945. De hecho, hay una imagen que es todo un guiño a esta novela en el interior del libro, que no queremos desvelar aquí, para que la descubráis vosotros mismos...

JOSÉ CARLOS.

12 de agosto de 2016

NARICES.


"En Moreda de la Sierra
las narices se rebelaron,
hartas ya de soportar
los malos olores de los vecinos".

En este pequeño pueblo ha estallado una revolución... ¡de narices! Y lo decimos en sentido literal, porque un buen día, a causa de los malos olores provocados por los vecinos, las narices decidieron escapar a toda velocidad.

La primera en escapar fue la nariz enorme y afilada del tío Julián, que aprovecho que éste dio un estornudo para escaparse, dejándolo chato de repente. Y a ésta siguieron las demás narices, que escaparon aprovechando los estornudos del resto de los vecinos, hasta quedarse el pueblo entero sin ningua de ellas. Horrorizados ante la imagen, los vecinos se encerraron en sus casas por lo feos que se habían quedado sin esta parte ten importante de sus caras...

La situación se hace tan insostenible que Don Valerio, el alcalde, toma la determinación de salir a recuperar las narices. Todo el pueblo, del más grande al más pequeño correrá de un lado para otro intentando atrapar alguna nariz, pero la tarea no será fácil, porque las narices están dispuestas a hacer lo que sea para no dejarse atrapar.


¿Cómo solucionarán este terrible problema en Moreda de la Sierra? ¿Qué condiciones pondrán las narices para volver a sus dueños? Todo esto y  mucho más lo encontraréis en esta alocada historia de José Antonio Ramírez Lozano. Una historia cargada de humor que inevitablemente nos ha recordado en su lectura al genial Gianni Rodari, y su relato "La nariz que huye".

Las ilustraciones corren a cargo de la austuriana (aunque afincada en Alemania) Marta Balmaseda, que también ha intenado dar su toque de humor a la historia con sus dibujos a lápiz y una pincelada de color.

"Narices" ha sido editado en nuestro país por Narval.

JOSÉ CARLOS.

10 de agosto de 2016

¡PAPÁ ES MÍO!


Todos los que tenemos hermanos o hermanas sabemos perfectamente la rivalidad que puede surgir a veces por el cariño de papá o mamá. El sentido de posesión de los más pequeños con respecto a sus progenitores suele ser habitual y razonable, siempre en su justa medida, obviamente.

Los celos son un estado afectivo que se caracteriza por el miedo a perder el cariño de los padres, de ahí la rivalidad entre hermanos por querer demostrar, muchas veces, ser el que más quiere a papá o mamá. Esta es justo la trama del álbum ¡Papá es mío!, una historia en la que dos hermanas lucharán concienzudamente por demostrar quién de las dos quiere más a su papá.

A todas horas, desde por la mañana temprano cuando se están lavando los dientes, durante el desayuno, a la hora de jugar, las dos hermanas se pasan el día gritandose una a la otra: ¡Papá es mío!... ¡Papá es mío!... ¡Papá es mío!...


Tal es la obsesión de las dos hermanas que un día, tirando cada una de un brazo del padre, llegarán a romperlo en dos mitades. Al principio todo parece ideal, porque cada una tiene su propia mitad de papá, pero muy pronto empezarán a surgir los problemas, porque ¿cómo puede un papá abrazarte con un solo brazo? ¿cómo puede atarte los cordones de los zapatos? ¿y prepararte el desayuno?...

Se ha creado un gran problema y las dos hermanas tendrán que buscar una solución para enmendar tan tremendo error y volver a unir las dos partes y volver así a tener un soló papá, que a partir de ahora seguro que aprenderán a compartir mucho mejor.

¡Papá es mío! es una divertida historia de Ilan Bernman, quien ya nos hizo reír de lo lindo con su álbum "Las princesas también se tiran pedos". Para este álbum, el propio autor cuenta que se ha basado en hechos real, cuando sus hijas se peleaban por él constantemente. Fue cuando decidió entonces escribir esta alocada historia de celos (y a la vez amor) entre dos hermanas y un padre.


El álbum tiene el valor añadido de acompñar la historia con las fabulosas ilustraciones de Juliana Bollini, creando unas escenas a base de collage con variados y originales materiales (alambres, telas, papel, cartón...) que hacen el doble de apetecible este fantástico álbum, publicado por Algar en 2013.



JOSÉ CARLOS.

3 de agosto de 2016

CIPARISO.


Según la mitología griega Apolo regaló a Cipariso, hijo de Télefo, una jabalina para cazar. Por error  el muchacho mató a su ciervo domesticado, un hermoso animal con astas de oro y guirnaldas de piedras preciosas. Tanto fue su dolor y su duelo que pidió a Apolo que le permitiera llorarlo para siempre. El Dios Apolo escuchó su súplica y concedió el deseo tan ansiado por Cipariso convirtiéndolo en un hermoso ciprés, árbol relacionado con el duelo y el dolor por la pérdida de nuestros seres queridos. Si os fijáis bien observaréis que Cipariso aún sigue llorando cuando sus lágrimas, convertidas en resina, resbalan por su tronco….


Esta  maravillosa historia de la mitología griega sirve de base para comenzar este precioso cuento que nos regala la Editorial Cuento de Luz escrito por Marta Sanmamed e ilustrado por Sonja Wimmer.


"Cipariso" nos presenta cuatro historias sobre la pérdida y la ausencia de un ser querido. Cuatro pequeños que se enfrentan por primera vez a la dura tarea de asumir que aquel al que han querido tanto ya no estará nunca más junto a ellos. Preciosa historia para poder explicar a los más pequeños la ausencia, el duelo y la necesaria tarea de  hacer frente a un suceso que inevitablemente tendrán que superar a lo largo de su vida. 


Es la historia de Irene y su perrita Luna, de Javier y su caballo Pampero al que cada día llevaba manzanas en agradecimiento por enseñarle a cabalgar. También la de Martina que cada noche antes de dormir recuerda a su añorado conejo Mr. Punch y la de Daniel y su jilguero cantarín….    Cuatro historias  que se unirán en un hermoso  final, que os animamos a descubrir con la lectura de esta maravillosa propuesta para recordar con alegría a aquellos que ya no están con nosotros….


Cuando os presentamos algún libro sobre la muerte, la ausencia y la perdida siempre  recordamos las hermosas  palabras de José Saramago y que recoge con gran maestría  esta sensacional obra:

 “No se olvida lo que se muere, se muere lo que se olvida”.

Hermosamente ilustrada,  "Cipariso" nos lleva a un universo mágico, casi onírico, en el que la imagen se convierte en poesía…. Poesía que nos ayudará a no olvidar.

LUIS

31 de julio de 2016

OSO QUIERE VOLAR




Hay veces que dejamos abandonados nuestros sueños por el camino, unas por la dificultad que entrañan, otras porque no contamos en ese preciso momento con aquellos que nos animan a conseguirlos y otras muchas porque no confiamos lo suficiente en nosotros mismos ni en nuestras propias posibilidades. Confiar en nosotros mismos es esencial pero sobre todo tener a alguien a nuestro lado que nos de alas para volar.


Por ello nunca hay que abandonar nuestros sueños, porque por difíciles que puedan parecer, algún día sin darnos cuenta, puede que en el momento más inesperado  estos se hagan realidad. Y es por ello que os animamos a leer “Oso quiere volar” de Susanna Isern  publicado por  la editorial Cuento de Luz.
 


Esta mañana todos los animales del bosque se han despertado alborotados una asombrosa noticia que corre entre todos los animales. Oso ha confiado un sueño a Lechuza Blanca: ¡VOLAR!
Los animales asombrados por la extraña noticia deciden reunirse de inmediato. Rana se queja y piensa que eso es imposible. La laboriosa hormiga opina por el contrario que juntos podemos conseguir cualquier cosa. Y lobo que es muy sabio y optimista piensa que no se pierde nada por intentarlo. De este modo los animales ayudaran a Oso para que cumpla su sueño y pueda volar.


Águila Real les confía a los animales los secretos para volar pero sobre todo les confiesa un secreto para conseguirlo: “Sobre todo es importante confiar en uno mismo”. Con todos estos consejos los animales entusiasmados se ponen manos a la obra.


Cuando el alba despunta Mapache emocionado despierta a Oso. Entre todos han decidido ayudarlo pero antes…… ¿Conseguirá Oso su sueño? Os invitamos a que lo descubráis leyendo esta preciosa y mágica historia que nos regala Susanna Isern con las bellisimas  ilustraciones de Silvia Álvarez que acentúan  la ternura de la historia.



Sin duda una maravillosa historia que nos ha emocionado, sobre el trabajo en equipo, la  amistad y la ayuda desinteresada para alcanzar la felicidad de los demás. Susanna Isern una vez más sabe llegarnos al corazón como en todas  sus historias, con esta  enternecedora metáfora sobre la importancia de luchar sin descanso por aquello que deseamos y  de afrontar nuestros sueños con optimismo, por imposibles que estos puedan parecer, porque siempre habrá alguien a nuestro lado para animarnos.

LUIS

29 de julio de 2016

ALMA Y LA ISLA



Vivimos tiempos convulsos…. El drama de la inmigración está cada día más presente entre nosotros. Este drama nos afecta a todos y hemos de ser conscientes de ello como pertenecientes a esta gran aldea global en la que estamos inmersos y de la que todos somos responsables. 



Es el momento  de demostrar nuestro lado solidario y de unir fuerzas para acoger a aquellos que huyen de la pobreza, y en muchos casos del terror. Al principio podrá resultar difícil pero con un poquito de tiempo y esperanza todo se consigue. La falta de prejuicios de los niños y niñas, de los que sin duda tendríamos que aprender,  nos pueden enseñar muchas cosas para conseguirlo.  Si niños como  Alma y Otto lo consiguieron, porqué nosotros no.


Alma ha llegado del mar. Otto no entiende su idoma y desde que está en casa y  le ha tenido que dejar su habitación se siente desplazado. La atención de sus padres, su abuela y sus hermanos ahora se dirigen a Alma. Y a Otto el pequeño de la casa esto no le hace mucha gracia.
A pesar de todo, la comunicación entre ambos irá más allá de las palabras y la amistad trascenderá la distancia que apareció en un primer momento.
Gracias a la presencia de un amuleto, Otto entenderá mejor el origen de Alma Sebhat, el verdadero nombre de la niña que vino del mar.


Un libro cargado de lirismo y  de poesía, pero no ajeno al dolor de todos aquellos que, poniendo en riesgo sus vidas, emprenden un largo viaje en busca de un mundo mejor, alejado de desencuentros, pobreza, guerras y conflictos, buscando en ese primer mundo  el ansiado  paraíso. Alma sin duda representa a todos esos niños, en ella se condensa la tragedia de todos aquellos niños y niñas que acompañan a los adultos en su huida hacia la esperanza.


Una maravillosa metáfora para hacer conscientes a los niños de la realidad en la que vivimos y enseñarles a no mirar hacia otro lado….

"Alma y la isla" escrito por Mónica Rodriguez e ilustrado por Ester García ha conseguido el XII Premio Anaya de literatura infantil y juvenil.


26 de julio de 2016

TREN DE INVIERNO




Como todo el mundo, estos días preparamos  nuestro equipaje para comenzar unas merecidas vacaciones y ese descanso esperado durante tanto tiempo. En nuestro equipaje no faltarán esos libros para grandes y pequeños que nos servirán para viajar con nuestra imaginación a lugares mágicos y adentrarnos en emocionantes historiaS. Las mismas que viviremos durante nuestros viajes y que estaremos impacientes y deseosos de contar cuando volvamos 


Y como nosotros, también los animales emprenden  cada año un largo viaje buscando lugares más cálidos durante el duro invierno que se avecina. Y eso es lo que ocurre en “Tren de Invierno”, editado por la editorial Cuento de Luz.


Cuando amanece en el bosque del norte y las hojas de los árboles comienzan a caer, todos los animales están muy ocupados con los preparativos para emprender su viaje anual. Todos se apresuran a hacer su equipaje intentando que no se olvide nada. Gato montés está muy preocupado porque no encuentra su cepillo y la presumida cierva busca apresuradamente una segunda maleta, conejo blanco que es muy cuidadoso no olvida apagar todas las luces. Cuando ya están todos listos comienzan las despedidas…. Lechuza blanca que adora el frío se quedará aguardando el bosque acompañado de los peces del río. 


Con una gran nostalgia todos se reunirán junto al árbol más anciano del bosque para hacer las últimas despedidas y esperar al tren de invierno que los llevará al ansiado y cálido sur.


La llegada del tren es todo un alboroto y todos contentos ocupan animados sus asientos: murciélago, lobo, marmota…..Todos charlan sin parar ansiosos por llegar cuanto antes a su destino. De pronto Jineta sobresalta a todos con una terrible noticia: Ardilla no está entre los pasajeros y no resistirá las grandes nevadas que se avecinan…..El tren de invierno se detiene y todos deciden volver al bosque del norte a recoger a ardilla con el riesgo de poner en peligro sus vidas….. ¿Qué ocurrirá?....si queréis saber cómo termina esta historia no os perdáis “Tren de invierno” escrito por Susanna Isern e ilustrado por Ester García para “Cuento de Luz”.


 Una historia que nos hará reflexionar sobre el valor de la amistad, la ayuda  y la solidaridad hacia los demás. El maravilloso texto de tren de invierno escrito con gran maestría por Susanna Isern se une a las delicadas y  tiernas imágenes ilustradas por Ester García.


Y recordad que cuando estéis mirando el cielo contando las estrellas durante este cálido verano, alguien quizá puede estar pensando en vosotros….

LUIS