24 de febrero de 2018

CUANDO CANTAN LAS SIRENAS


"Todo empezó el día que Jaime escuchó en el colegio 
la historia de un tal Ulises. 
Tanto le impresionó la leyenda que, 
desde entonces, no pensaba en otra cosa: 
tenía que escuchar el canto de una sirena"

Hoy os traemos una historia muy especial para nosotros. Y lo es, porque los que nos dedicamos a la enseñanza sabemos muy bien que es estar rodeado de sueños e ilusiones infantiles cada día,  tal y como le sucede a Jaime, el protagonista del cuento que os traemos: “Cuando cantan las sirenas”.


Jaime escuchó un día en el colegio la historia de Ulises: “Después de pasar una larga temporada en casa de Circe, Ulises emprende definitivamente el camino a Ítaca. La diosa, antes de partir, le adelanta las aventuras que va a vivir los días siguientes. Uno de ellos será el encuentro con las sirenas y su hipnótico y bello canto….”


Tan impresionado quedó Jaime con aquella historia de sirenas, que desde entonces no pensaba en otra cosa que no fuese escuchar ese mágico canto. El primer tropiezo para hacer realidad sus sueños fueron sus propios padres. Pero es que claro, los adultos algunas veces son muy aburridos y en ocasiones especialistas en destruir los sueños infantiles, como si de un castillo de naipes se tratara. Lo hacen quizás sin darse cuenta, puede que quieran protegernos o también intenten que pongamos los pies en la tierra y nos hagamos adultos cuanto antes. Por eso a veces ese castillo de ilusiones y sueños se queda en el suelo para siempre y no vuelve a levantarse, pero nuestro protagonista igual que muchos niños y niñas persiste en su búsqueda.


Igual que Ulises en su viaje a Ítaca, Jaime vivirá divertidas aventuras en su incesante búsqueda de las sirenas dispuesto a escuchar su hermoso canto: en las fuentes del parque, en la bañera o entre las tuberías de su cuarto del baño, buceando en el mar durante las largas tardes de verano que pasaba con sus abuelos en la playa… Obviamente, el desaliento también llega y con este el  desvanecimiento de nuestros sueños, pero a veces en ese desaliento, en ese tirar la toalla, alguien con la sabiduría suficiente y necesaria nos ayuda a reconstruir el castillo de naipes de nuestras ilusiones...

Os animamos a descubrir el asombroso final de esta preciosa, tierna y poética historia que José Carlos Román, autor de “Cuando cantan las sirenas”, nos regala para que no olvidemos que los sueños se hacen realidad cuando menos te lo esperas…


Cuando cantan las sirenas es sin duda  un canto a la ilusión y la magia  de nuestra infancia. Pone en valor la inocencia y la importancia de mantener nuestros anhelos y la lucha por aquello en lo que soñamos y creemos. Y es que el texto de José Carlos Román bucea en la importancia de no perder la inocencia, aquella que dejamos  olvidada en el camino hacia la edad adulta, deseosos de rodearnos de realidad.

Quizá los adultos aprendamos con Jaime a no perder la inocencia, a creer en los sueños y a mantener la ilusión, porque quizá gracias a ella muchos de ellos se harán realidad.


Y si los sueños están teñidos de magia, podría ser perfectamente como la que aparece al abrir las páginas de este libro y contemplar  las  maravillosas ilustraciones de la ilustradora Zuriñe Aguirre. La ilustradora ha sabido captar con gran maestría la esencia de esta poética historia para acercarla al público infantil.


Su trabajo para "Cuando cantan las sirenas" está lleno de detalles que nos hipnotizan y nos asombran por su genialidad, por la maestría en el uso del color y sobre todo por saber enlazar como nadie la ternura  implícita en el texto, con pasajes y escenas que nos sacan una sonrisa, aquella que es sin duda necesaria para alcanzar nuestros sueños.

“Cuando cantan las sirenas” de José Carlos Román e ilustraciones de Zuriñe Aguirre, ha sido editado por Editorial Fun Readers.

LUIS.

12 comentarios:

karen Mendoza dijo...

me en canto el cuento ya que nos esta enseñando a que cuando seamos adultos no seguiremos dejando de soñar y nos deja una gran ilusiones por la cual podemos hacer con nuestros propios objetivos y curiosidades hacia ellos ya sea un niños o adultos para lograr sus sueños y a pesar de que vas creciendo puedes tener mas ilusiones hacia algo que soñaste

Unknown dijo...

El cuento es muy bueno, y deja muchas cosas por aprender.

Veronica sanchez dijo...

El cuento es muy interesante,por que nos da a entender que no por ser adultos debemos de dejar de soñar y tener fantasías,a perder la inocencia y seguir soñando todo lo que deseamos,no importa si somos grandes y seguimos teniendo las mismas ilusiones,lo importante es no perder la ilusión de seguir teniendo ilusiones como las teníamos de niños.

Guadalupe Rico dijo...

El cuento es muy interesante pero en si no se sabe oh no dice cuando comienza pues ya que primero empieza como un tipo de resumen,Y en mi opinión no me gusto el cuento pues ya que quedo inconcluso.

Unknown dijo...

Él cuento me gusto, ya que se basa en ciertas cosas que hoy en día se ve a diario
Lo único que faltó , fue una conclusión o un final

Unknown dijo...

El cuento me pareció interesante a excepción de que no tiene una conclusión o un final en si pero lo demás si me llamo la atención

Fernanda Hernandez S dijo...

El cuento me pareció interesante a excepción de que no tiene una conclusión o un final en si pero lo demás si me llamo la atención

Ericka dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ericka dijo...

El cuento esta muy padre, ya que nos da a entender que ninguna persona debe dejar de soñar, aunque seamos adultos podemos seguir soñando, y que ninguna persona y menos los adultos deben pisotear nuestros sueño, muy bonito cuento.

Fernanda Hernandez S 2:14 dijo...

Bueno pues el cuento me pareció interesante ya que en ciertos puntos de vista tiene razón pero a lo único que le veo excepción es que no cuenta con una conclusión o un final que le de sentido

Unknown dijo...

Esta historia es muy interesante ya que nos da a entender que no por ser adultos debemos de dejar de soñar y tener fantasías,perder la inocencia y seguir soñando todo lo que deseamos,no importa si somos adultos y seguimos teniendo los mismos sueños,lo importante es no perder la ilusión de seguir teniendo sueños fantásticos como los que teníamos de niños.

Unknown dijo...

Esta historia es muy interesante ya que nos da a entender que no por ser adultos debemos de dejar de soñar y tener fantasías,perder la inocencia y seguir soñando todo lo que deseamos,no importa si somos adultos y seguimos teniendo los mismos sueños,lo importante es no perder la ilusión de seguir teniendo sueños fantásticos como los que teníamos de niños.