12 de junio de 2016

LA PEQUEÑA INUK



”….hay un nubarrón negro que no sabemos alejar. 
Cada año el mar dura menos tiempo helado. 
Cada año el hielo es más fino y más peligroso. Nuestro mundo se derrite……
¿Nos echas una mano?”


Inuit es el nombre de los grupos humanos que habitan en el Ártico. Ellos han sabido soportar durante miles de años las condiciones de extrema dificultad que entraña la vida en un lugar tan inhóspito, en condiciones climáticas extremas. Con una gran experiencia para sobrevivir en el hielo, los Inuit viven en las tundras del norte de Canadá, Alaska y Groenlandia. 


Este pueblo nómada sigue las migraciones de los animales que cazan y le sirven de sustento como los caribúes, osos, ballenas y focas. La caza le ha servido desde tiempos milenarios para alimentarse, abrigarse, construir viviendas  y herramientas para cazar.

Ellos no han perdido el respeto y  amor a la naturaleza y la fauna.  Respeto  que está aún impreso en sus genes y   que los salva de las dificultades a las que están expuestos.

Pero otra dificultad se cierne sobre ellos, la de ver como su mundo y su hábitat sucumbe poco a poco  gracias a la mano de otro hombre, el occidental,  que con sus acciones es responsable del cambio climático que afecta a este maravilloso pueblo y que si no ponemos remedio nos afectará irremediablemente a nosotros mismos.


Hacer conscientes a pequeños y no tan pequeños de la importancia de preservar y proteger el hábitat (que también es el nuestro) de otras culturas que no son tan visibles como la nuestra, a través del conocimiento de sus tradiciones y sus costumbres, es lo que nos acerca la lectura de  “La pequeña Inuk”, maravillosa historia que nos trae Editorial La Fragata  con texto de Darabuc e ilustrado por DáliaAdillon y con el asesoramiento del antropólogo Francesc  Bailón.


La pequeña Annakpok nos acompaña en un viaje por el maravilloso paisaje ártico, tierra sin árboles y cubierta siempre de un manto blanco para mostrarnos como es su vida en este árido paisaje, en el que el frio lo domina todo. Con ella aprenderemos sus costumbres en un lugar donde a veces nunca se pone el sol y en otras la oscuridad lo inunda todo. Descubriremos como la ayuda a los demás y la colaboración es esencial para la supervivencia. Aprenderemos con ella el respeto a la fauna con la que conviven, indispensable para poder sobrevivir en tierra tan hostil. 


“La pequeña inuk” es todo un canto de amor a la naturaleza y a esos pueblos olvidados por el mundo occidental. De la supervivencia de este pueblo y de su hábitat dependerá también la nuestra propia. Es por ello que en nuestras manos esté que los cuentos y leyendas del ártico puedan seguir acompañando la infancia de Annakpok  y de tantos pequeños Inuit. 

Este a´Album cuenta, además, con el valor añadido de que el trabajo de la ilustradora Dáia Adillon  para "La pequeña inuk" de Ediciones La Fragatina haya sido seleccionado por The Association of Illustrators para "The World Illustration Awards 2016".

LUIS

1 comentario:

Vero dijo...

Es una preciosidad de cuento!