1 de junio de 2013

EL CASCABEL DE LA GATA




Una mañana la gata Benita se despertó sobresaltada al oír que su dueña Doña Julia  la llamaba a voz en grito. Su sorpresa será mayúscula cuando el pobre felino se percate de que el tintineo de su cascabel no suena como otros días…. ¿Pero cómo habrá perdido Benita su cascabel?


Y es aquí cuando comienza esta hilarante historia que nos trae Pablo Albo, en un sinfín de situaciones cargadas de humor e ingenio como mago del relato que es. Poner a la traviesa Benita en situaciones desesperadas es fácil. Retrata a la perfección a Benita como un niño que intenta ocultar a la desesperada su pequeña fechoría….


En esa búsqueda del cascabel perdido, Benita pregunta a la escoba que todo lo barre, al sofá que todo lo engulle, a la mesa bajo la que todo cae…., pero no consigue recordar en qué lugar exacto perdió su preciado cascabel.

A veces la memoria nos trae malas pasadas y será la mesa la que le recuerde lo ocurrido y también las cosquillas las que hagan recuperar a Benita de nuevo el tintineo de su cascabel y su memoria…. pero, ¿no tienen los gatos miedo al agua? 


Las risas están aseguradas en este estupendo relato de Pablo Albo, que con su humor característico y utilizando un trazado acumulativo al inicio de la historia tan del gusto de los pequeños, nos sumerge en esta maravillosa historia de humor de una gata un tanto desmemoriada.


Las geniales imágenes de uno de los magos de la ilustración son de Raúl Nieto Guridi que opta por el lápiz y el guache para describirnos a Benita y sus travesuras.

"El cascabel de la gata" ha sido editado por una de las editoriales de referencia en nuestro país: Editorial OqO.
 
LUIS.

2 comentarios:

Maruja dijo...

Hace mucho tiempo que no paso a saludaros pero hoy tengo la necesidad de desearos unas muy buenas vacaciones. Aún que es un poco pronto. Saludos.

Inma T.Guijarro dijo...

Oh, qué buena pinta. Me encanta!!!.

Besotes.